En el Poder Judicial existe gente valiosa, que ha hecho toda una carrera y que con la reforma al Poder Judicial podrían convertirse en jueces, magistrados e incluso ministros de la Corte; hay que aprovechar esa experiencia

Raúl García Araujo | @araujogar

El jefe del Ejecutivo Federal, Andrés Manuel López Obrador, se extralimitó en el tema de la Reforma Judicial que impulsa, pues decir que cualquier joven, una vez que haya terminado su carrera de derecho, puede, sin experiencia concursar para ser juez sale de cualquier proporción.

Si se tomara en cuenta tal propuesta, entonces, por qué no ahora mismo la propia presidenta electa, Claudia Sheinbaum Pardo, abre a concurso público en las universidades, las principales carteras para integrar su gabinete, así como de subsecretarías o PEMEX, CFE e IMSS.

La iniciativa, entonces, carece en principio de cualquier lógica, ya que se debe de tomar en cuenta que en el Poder Judicial existe gente valiosa, que han hecho toda una carrera y que ahora ven en la iniciativa presidencial, su única oportunidad de convertirse en jueces, magistrados e incluso ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, porque que lo único que los avala son sus años de experiencia y no compadrazgos o el influyentismo.

Quizá por esta razón fue que la ministra presidenta, Norma Lucía Piña Hernández, les pidió a ambos (López Obrador y Sheinbaum Pardo) estudiar juntos la Reforma al Poder Judicial, para que conozcan a cabalidad su operatividad, así como la importancia y trascendencia que tiene en la toma de decisiones en la materia.

Incluso, la presidenta de la Corte tenía planteado presentar en este diálogo directo dos documentos que enriquecen los motivos por los cuáles el Poder Judicial debe estar en manos de gente de leyes, uno lleva por nombre “Carrera Judicial, capacitación y mérito, un punto de encuentro en la Reforma Judicial” y el otro “Conoce a la Defensoría”.

En el primero plantea que la SCJN debe apegarse a los tratados internacionales y a la misma Constitución, para todos aquellos que aspiren a la carrera judicial y a partir de ahí la discusión sobre la selección y designación de las personas juzgadoras.

Mientras que, en el segundo documento, el Poder Judicial explica cada uno de los lineamientos por los cuales se rige desde hace 26 años la Defensoría Pública, que su único fin es brindar a las personas una defensa técnica de calidad y acceso a la justicia de manera gratuita.

En estos asuntos, estamos hablando de profesionales especializados en temas jurídicas y no de jóvenes que apenas lograron su título y cédula profesional para empezar a ejercer su carrera en derecho, que vea por donde se le vea, se requiere de experiencia o como se dice en el argot del periodismo, de “la calle”, para después aspirar a ser juez, magistrado o ministro de la corte.

Lo importante para sacar una Reforma al Poder Judicial, de gran calado, robusta y apegada a las leyes, es que las partes involucradas (Poder Ejecutivo, Legislativo y Judicial, así como la sociedad misma), se sienten a debatir para encontrar juntos la mejor negociación en este tema, ya que en medio de todo esto se encuentra nuestro país.

En Cortito: Por fin después de caminar solos, sin que nadie escuchará sus demandas, el titular de la Fiscalía General de Justicia de Morelos, Uriel Carmona Gándara, atendió a los transportistas del estado que tenían tiempo de ser víctimas de grupos criminales.

Contrario al nulo trabajo de los policías de la Comisión Estatal de Seguridad Pública, los agentes de la Fiscalía de Morelos lograron desmantelar a una célula delictiva vinculada al grupo criminal de los “Tlacos”, que operaban en las Autopistas del Sol y Siglo XXI, que tenían ya cansados a los transportistas por el gran número de asaltos y extorsiones de que eran objeto.

Lo interesante aquí es que el pasado lunes, en muestra de agradecimiento al fiscal morelense, los camioneros realizaron una manifestación pacífica en la sede de dicha dependencia en el municipio de Temixco.

Los choferes estacionaron sus unidades afuera de la Fiscalía de Morelos y en ellas colocaron pancartas de agradecimiento al fiscal, quien, por cierto, sostuvo una reunión con ellos, en donde acordaron seguir trabajando de manera coordinada para detener a presuntos infractores de la ley.

Nos cuentan que todos aquellos que pensaron que Renato Sales Heredia ya no tenía futuro, después de renunciar a la Fiscalía de Justicia de Campeche, se equivocaron. El ex fiscal ya se encuentra en la Ciudad de México para iniciar trabajos en su nuevo encargo público.

Nos aseguran que, ante el alto perfil de Sales Heredia en los temas de seguridad y procuración de justicia, se encuentra todo listo para que asuma una cartera fuerte en el gobierno de la presidenta electa, Claudia Sheinbaum Pardo, a quien conoce desde que fue secretaria de Medio Ambiente, cuando Andrés Manuel López Obrador era jefe de Gobierno de la Ciudad de México y él subprocurador de la entonces Procuraduría capitalina.